Bienvenidos…

Hola!!!!! Estoy muy ilusionado con mi nuevo proyecto! Hace, más o menos, un año y medio, y coincidiendo (no por casualidad) con el nacimiento de Nil, mi segundo hijo, y prematuro de 34 semanas, lancé mi blog Les Personetes Creatives. Me sirvió para drenar mis emociones, muchas y muy intensas durante los 14 días que estuvo en la incubadora, y cuando nos fuimos para casa, me di cuenta que las emociones seguían…y que el blog me servía como terapia y también, pensé, podría ayudar a alguien en mi situación…básicamente a padres con hijos (que suelen coincidir en el tiempo y el espacio).

Así que me lancé, y justo cuando estoy a punto de los 200 posts en mi primer blog…me lanzo a escribir otro blog, en castellano, ya que me gustaría que pudiese llegar a  cuantos más padres y madres mejor…También os aviso que…muy serio muy serio…no es, sólo a veces…y que tengo la manía de divagar bastante, tomármelo todo con mucho sentido del humor (y del drama), y mezclar mis personitas creativas con la física cuántica, los zombies, la tecnología, las emociones…y las infografías!!!!

Ya lo iréis viendo, y leyendo…y espero que disfrutando…hoy:

20130113-203118

“Los niños cuánticos”

Dejadme decir en primer lugar que este post va de física cuántica aplicada…aplicada a los niños!!!!!
No hace falta tener conocimientos previos de física cuántica, pero sí que ayudaría, en cambio, tener niños (y/o niñas), y a ser posible, pequeñitos…

Vamos a ver, empiezo…la física cuántica nació para dar explicación a los fenómenos que ocurrían en el mundo atómico y subatómico (protones, neutrones y electrones, y a las partículas elementales, quarks y leptones) y que no tenían explicación si se aplicaban las leyes de la Física Clásica de Newton.

Como he dicho, se aplica al mundo subatómico y…a los niños!!!!!!! Y con este post voy a demostrar que unos cuantos postulados básicos de la física cuántica se pueden aplicar a los niños, y, por lo tanto, funcionan en el mundo que vemos.

Uno de los principios básicos es que cuando se hace un experimento a nivel subatómico, la sola presencia de un observador, modifica el resultado. Por lo tanto, el observador forma parte del experimento, no es ajeno a él. Pues bien, en el mundo de los niños, también pasa lo mismo!!!! Cuantas veces no nos ha ocurrido que nuestro niño tiene una habilidad especial, como cantar, bailar, contar, reir, ir a dormir temprano y sin llorar, dormir en el cochecito cinco horas seguidas cuando estamos fuera de casa para que la gente nos diga lo bueno que es nuestro crío y, en el momento de entrar en casa ponerse a llorar como si llevase el demonio dentro (que sólo le falta que la cabeza le dé vueltas como “El Exorcista”)…cualquier cosa, y cuando vienen amigos a casa, por arte de magia, les desaparece la habilidad y los tienes delante tuyo, quietos, sin hacer nada, y únicamente hace falta que dejen de mirar para que se pongan a hacerlo alegramente. No me puedo ni imaginar lo que deben hacer cuando no les mira nadie (pensad que para que el experimento tenga validez científica no los podéis ni grabar!).

Otro principio básico es el de Incertidumbre de Heisenberg. Según éste, no se puede saber conjuntamente la posición y la velocidad de una partícula subatómica, sólo se puede saber una de las dos. Y, por lo tanto, es casi imposible determinar hacia donde se dirige una partícula. Todos los que tenéis niños os sonará muchísimo esta propiedad, y los que no tenéis, estad atentos!. Podéis saber dónde está el niño o a qué velocidad se dirige hacia a algún sitio, pero no las dos cosas a la vez!!!! O no os ha ocurrido que véis al niño en un sitio, lo perdéis de vista dos segundos, y aparece en un lugar inverosímil (normalmente junto a una escalera o al lado de vuestro portátil) o muy lejos de dónde se suponía que debía estar …que os parece imposible que haya podido llegar (dejaré para otro post la posibilidad que se muevan a la velocidad de la luz por las implicaciones espacio/temporales y paterno/filiales que tendría)!! Pues a esto me refiero. Calculáis la posición y velocidad del niño pensando que sabéis que lo encontraréis, y desaparece como por arte de magia del lugar donde debería estar. O esto, o se teletransporta (otra posibilidad que ese puede dar en el mundo subatómico y que, de hecho, ya ha ocurrido, pero casi imposible de realizarse a nivel supraatómico, a no ser que se pongan de acuerdo todos los átomos de nuestro cuerpo en aparecer, juntos en el mismo lugar, y rezar para que no haya nadie en  el sitio donde aparezcamos).

Y esto me lleva al último postulado que os quería contar, y es que, según la física cuántica, cualquier suceso puede pasar por improbable que parezca, como por ejemplo que una pelota atraviese una pared o que un niño se pueda comer todo un bocadillo de pan con nocilla con un plato de judías delante sin tocar, porque no tenía nada nada de hambre.
En el caso de los niños es clarísimo. El niño puede estar en una habitación llena de cojines, pero si hay algun objeto con el que se pueda hacer daño, irá a parar a él sin nigún tipo de duda. No sufráis!!! Son las leyes de la física. Si está en una piscina de bolas y resbala y se cae, el golpe se lo dará en el único sitio que está vacío, sin bolas. Hay gente que dice que es la Ley de Murphy, pero no…es la Ley de Física Cuántica de los Niños, que ni Einstein había logrado descubrir…

Y antes de terminar, me gustaría dejar claro que si no encuentran el Bosón de Higgs, espero que no sea porque lo ha escondido Martí, mi hijo mayor, porque si es así, pueden tirarse años para encontrarlo.

Y si algún día lo encuentran, que miren bien si también está el cerdito y la oveja, que son míos!

Gracias!

Anuncios

5 comentarios en “Bienvenidos…

  1. Jajaja! Me ha encantado! Que forma tan divertida de explicarlo, así si entiendo la física cuántica!
    Un gran descubrimiento, seguro nos vemos!
    Un saludo

  2. Cuanto me alegro que te animaras a escribir en español pues sería una pena haberme perdido esta exposición tal clara y entendible de la física 😉
    Un gran post que me arranca la sonrisa antes de dormir, Eric.

  3. Genial! Te sigo desde ya! Yo que soy “de ciencias”, y me encantó Cosmos, y ‘La Historia del tiempo’ (la breve), sigo sin dar explicación a los fenómenos paranormales que ocurren alrededor de los peques. A ver si con tu blog vamos despejando incógnitas 😉
    Saludos!

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s